Saltar al contenido

Cómo afrontar de la mejor manera posible la vuelta al trabajo

Irse a la cama sin poner el despertador, pasar las horas tumbado en la playa con amigos, en una hamaca en un jardín con un buen libro o paseando por la montaña… Sentirnos dueños de nuestro tiempo y aprovecharlo para hacer lo que nos apetece… Está claro que las vacaciones nos sientan a todos muy bien. Sin embargo, llega septiembre y con él la vuelta a la rutina diaria y, por supuesto, al trabajo.

 

Por más que pueda gustarnos nuestra actividad diaria, volver a acostumbrarse a tener nuestras jornadas pautadas por el trabajo no resulta sencillo. Nosotros te ofrecemos algunos consejos que pueden ayudarte a hacer más agradables esos primeros días de aclimatación. 

 

- Procura volver de vacaciones unos días antes. Así tendrás tiempo de organizarte –deshacer maletas, poner lavadoras, llenar la nevera…- y tendrás menos cosas por hacer, y por tanto menos motivos de estrés, los primeros días de trabajo.

 

- Ves poco a poco. Empieza por hacer las actividades de tu trabajo que te resulten más agradables y, entre los cientos de mails que seguro que tienes pendientes, prioriza aquellos realmente importantes, el resto pueden esperar.

 

- Como cuando ibas al colegio, la vuelta a la rutina es también la oportunidad de reencontrarte con tus compañeros. Si cultivas una buena relación con ellos, volver a verlos puede ser un aliciente de volver al trabajo además de hacerte mucho más agradable la jornada laboral.

 

- También puede ser un buen momento para ‘redecorar’ tu espacio de trabajo. Ordenar tu mesa, poner una planta o colgar alguna foto que te guste te ayudará a sentirte más a gusto.

 

-Ponte retos que te motiven. Sea cual sea tu área de actividad, procura encontrar algún tipo de motivación que te ayude a disfrutar más de tu ocupación, ya sea inscribiéndote en los cursos de inglés de la empresa o involucrándote en los proyectos que más te interesen. Si trabajas por cuenta propia, puede ser un buen momento para buscar nuevos clientes o si tienes un negocio para pensar nuevos enfoques. Septiembre es un poco como un nuevo principio del año, en el que nos sentimos con la energía necesaria para iniciar nuevos proyectos.

 

- No dejes de hacer cosas que te gusten. Aun quedan tres semanas de verano y sigue siendo la época perfecta para ver a los amigos, salir a pasear o ir a tomar algo al salir del trabajo. También es el momento de las inscripciones para todo tipo de cursos: fotografía, pintura, yoga, idiomas… hacer alguna actividad que nos guste fuera del trabajo puede sentarte estupendamente durante todo el año.

 

- Cuídate. Procura comer bien y descansar las horas necesarias para sentirte en plena forma y afrontar con energía tus ocupaciones diarias. Todo nos parece muchos más complicado cuando estamos cansados y sin fuerzas.

 

Y si aun así esos primeros días siguen siendo algo difíciles, ¡no olvides que dentro de nada llega el fin de semana!

Deja tu comentario

Tu dirección de correo nunca será compartida. Los campos marcados con * son obligatorios.

Puedes utilizar los siguientes códigos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

css.php